Arte Neoclásico

Te explicamos qué es el arte neoclásico y sus principales características. Además, su origen, su manifestación en diversas disciplinas y más.

Arte neoclásico - el parnaso
El arte neoclásico coincide con el inicio de la Edad Contemporánea.

¿Qué es el arte neoclásico?

El arte neoclásico es una corriente que surgió en Francia en 1760, que influyó en la pintura y en otras artes visuales. Su apogeo fue alrededor de 1785 y se caracterizó por reflejar el pensamiento de los intelectuales ilustrados (movimiento que sostenía el uso de la razón para adquirir conocimiento) y se basó en la cultura grecorromana que se destacó por ser intelectual y refinada.

El Neoclasicismo se opuso al estilo Barroco (1600-1750) que se caracterizó por una estética lúgubre, excesivamente decorada y vanidosa, para representar las pasiones y las emociones del individuo.

El arte neoclásico, influenciado por la Ilustración y por la Revolución francesa, dejó de lado las emociones para expresar mediante la razón tanto los valores morales, de libertad y de patriotismo como el progreso social basado en las nuevas industrias y los descubrimientos científicos.

Hacia el 1800 el Neoclasicismo fue desplazado por la nueva corriente del Romanticismo que se caracterizó por exaltar la libertad, las emociones y la subjetividad de la individualidad del ser, en rechazo al predominio de la razón ilustrada del Neoclasicismo.

Ver además: Clasicismo

Características del arte neoclásico

Entre las principales características del arte neoclásico se destacan:

  • Surgió en reacción al estilo barroco que predominó en la década de 1720 y que era sensual, superficial y basado en las pasiones.
  • Se fundó sobre ideales relacionados con la moral de la antigua cultura grecorromana.
  • Reflejó la realidad de una sociedad en plena transformación impulsada por la Revolución Industrial y los descubrimientos científicos.
  • Se manifestó sobre principios de simplicidad, simetría y geometría.
  • Alcanzó gran difusión con el fenómeno del Grand Tour que consistió en un viaje estudiantil por sitios arqueológicos de Europa para jóvenes de la aristocracia.
  • Consistió en un arte objetivo y realista que, a través del uso de la razón, podía comprender el progreso de la sociedad a lo largo de la historia.
  • Sustituyó las ideas religiosas por el uso de la razón ilustrada.
  • Exigió una rigurosa formación intelectual por parte de los artistas neoclásicos.

Contexto del arte neoclásico

Arte neoclásico
El Neoclasicismo fue influenciado por los descubrimientos arqueológicos de Roma.

El arte neoclásico se originó en Francia durante un periodo de grandes revoluciones políticas y sociales, y coincidió con el inicio de la Edad Contemporánea. Entre los principales acontecimientos de la época se destacan: el movimiento filosófico de la Ilustración, en especial, con la creación de La enciclopedia (1751), la Declaración de la Independencia de los Estados Unidos (1776) y la Revolución francesa (1789).

El Neoclasicismo estuvo muy influenciado por los descubrimientos arqueológicos en antiguas ciudades romanas, como las excavaciones en las ciudades de Herculano en 1738 y de Pompeya en 1748. Los pensadores e investigadores ilustrados quedaron fascinados con la estética de la antigua cultura.

Los nuevos conocimientos arqueológicos obtenidos a través de las excavaciones hicieron posible, por primera vez, la identificación de diferentes períodos cronológicos relacionados al arte grecorromano y su evolución.

Pintura neoclasicista

Arte neoclásico - neoclasicismo
La pintura neoclasicista reflejó rasgos de la sociedad grecorromana.

La pintura neoclásica reflejó un orden social y político basado en la razón y la moral, por sobre las emociones, los sentimientos y la irracionalidad que solía manifestar el arte barroco. Se destacaron situaciones relacionadas a la Revolución francesa y a los hallazgos arqueológicos de la cultura grecorromana.

En la pintura neoclásica predominaban las superficies y fondos uniformes que solían estar en penumbras en un segundo plano, con los personajes que se destacaban por el uso de la luz y tonos claros.

Los artistas neoclásicos mantuvieron la armonía de las proporciones y el uso de sombras y luces para asemejarse a la visión real de las cosas. Los escenarios simplificados tenían menor cantidad de ornamentos y de elementos de modo que se destacaban mejor los personajes.

Entre los principales representantes de la pintura neoclásica se destacaron:

  • Anton Raphael Mengs (1728 - 1779). Fue un pintor alemán que se destacó por sus obras Parnassus, Perseus and Andromeda, La adoración de los pastores y El triunfo de la historia sobre el tiempo.
  • Francisco Bayeu (1734 - 1795). Fue un pintor español que se destacó por sus obras El Olimpo: batalla con gigantes, El paseo de las delicias, La sagrada familia y El puente del canal de Madrid.
  • Jacques-Louis David (1748 - 1825). Fue un pintor francés que se destacó por sus obras El juramento de los horacios, La muerte de Sócrates, La muerte de Marat, Madame Récamier y Napoleón cruzando los Alpes.
  • Jean Auguste Dominique Ingres (1780 - 1867). Fue un pintor francés neoclásico y romántico que se destacó por sus obras La gran odalisca, Júpiter y Tetis, Napoleón entronizado, Apoteosis de Homero y La bañista de Valpinçon.
  • Johann Heinrich Füssli (1741 - 1825). Fue un historiador, dibujante y pintor suizo conocido por el seudónimo Henry Fuseli que se destacó por sus obras La pesadilla, El sueño del pastor y Thor golpeando a la serpiente Midgard.

Literatura neoclásica

La literatura neoclásica se caracterizó por ensayos, novelas y fábulas que transmitieron conceptos filosóficos y morales de manera objetiva y explicados desde la razón. Se opuso al antiguo sistema de pensamiento religioso que tenía una visión grandilocuente de las cosas y a la narrativa que jugaba con las palabras para apelar a las emociones.

Entre los principales representantes se destacaron:

  • Daniel Defoe (1660 - 1731). Fue un escritor y periodista inglés que se destacó por obras como Memorias de un caballero, Sobre la educación de la mujer y La vida y sorprendentes aventuras de Robinson Crusoe.
  • François Voltaire (1694 - 1778). Fue un escritor, historiador y filósofo francés considerado una de las principales figuras del movimiento ilustrado. Se destacó por obras como Edipo, Cándido o El optimismo y El fanatismo o Mahoma.
  • Félix María Samaniego (1745 - 1801). Fue un escritor español que se destacó por obras con moralejas como Fábulas morales, Fábulas de Samaniego y La cigarra y la hormiga.
  • Fray Diego Tadeo González (1733 - 1794). Fue un escritor y poeta español que se destacó por obras como El murciélago alevoso, Poesías del M. F Diego González del Orden de San Agustín y Lectures on the history of Joseph.
  • Gaspar Melchor de Jovellanos (1744 - 1811). Fue un escritor y político que se destacó por su informe sobre la Ley agraria, su Memoria sobre la educación pública y su obra literaria El delincuente honrado.
  • Jonathan Swift (1667 - 1745). Fue un escritor irlandés que se destacó por obras como Los viajes de Gulliver, La batalla entre los antiguos y los modernos y Cuento de una barricada.
  • José Cadalso (1741 - 1782). Fue un militar, escritor y poeta que se destacó por obras como Noches lúgubres, Los eruditos a la violencia y Cartas marruecas.
  • José Iglesias de la Casa (1748 - 1791). Fue un sacerdote y poeta español que se destacó por obras como Poesías póstumas, Pastoriles y líricas y Poesías de D. Josef Iglesias de la Casa.
  • Leandro Fernández de Moratín (1760 - 1828). Fue un dramaturgo, poeta y traductor español que se destacó por obras como El sí de las niñas, El viejo y la niña y por traducir Hamlet de Shakespeare.
  • Tomás de Iriarte (1750 - 1791). Fue un escritor, dramaturgo y poeta español que se destacó por obras que mezclaban la fábula y la comedia, como El señorito mimado: la señorita malcriada, Poesías más que picantes y La música: poema.

Escultura neoclásica

escultura neoclasica
Para los artistas neoclásicos la frialdad del mármol blanco denotaba sencillez y belleza.

La escultura neoclásica se caracterizó por el uso del mármol blanco sin pintar o sin policromar al igual que la técnica empleada en el arte grecorromano. Para los artistas neoclásicos la frialdad del mármol blanco connotaba sencillez y belleza, en especial, en las figuras humanas, que tenían expresiones sutiles, sus cuerpos eran más verosímiles y con menor cantidad de ornamentos que los empleados por el arte barroco.

Arquitectura neoclásica

arquitectura neoclasica
La arquitectura neoclásica era imponente, robusta y con terminaciones más simples.

La arquitectura neoclásica se caracterizó por ser imponente en cuanto al tamaño de las construcciones, pero con terminaciones menos ornamentales. Se destacaron las columnas, arcos y cúpulas en construcciones horizontales y robustas.

Entre las principales obras arquitectónicas del Neoclásico se destacan:

  • Arco del Triunfo, en París.
  • Catedral de la Santa Trinidad de San Petersburgo, en Rusia.
  • Capitolio, en Estados Unidos.
  • Museo del Prado, en España.
  • Teatro de la ópera real de Versalles, en París.
  • Observatorio astronómico, en España.
  • Palacio de Bourbon, en París.
  • Palacio de Garnier, en París.
  • Panteón, en París.
  • Rotonda de la Universidad de Virginia, en Estados Unidos.

Sigue con: Rococó

Referencias:

¿Cómo citar?

"Arte Neoclásico". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/arte-neoclasico/. Última edición: 6 marzo, 2024. Consultado: 13 abril, 2024.

Sobre el autor

Fecha de actualización: 6 marzo, 2024
Fecha de publicación: 21 marzo, 2017

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)