Selva

Te explicamos qué es una selva, cómo es su biodiversidad y su clima. Además, cuáles son sus características, sus tipos y más.

Selva
La selva se compone de grandes aglomeraciones de plantas y árboles de altura.

¿Qué es la selva?

La selva es un paisaje bioclimático que se caracteriza por tener una vegetación exuberante, abundantes precipitaciones y un clima cálido.

La mayoría de las selvas del mundo se encuentran en las regiones ecuatoriales del planeta, donde las temperaturas y las precipitaciones son elevadas durante todo el año. En las zonas alejadas del ecuador, más allá de los trópicos, son prácticamente inexistentes.

Las selvas ofrecen importantes servicios ambientales para el planeta y la humanidad: absorben dióxido de carbono y emiten oxígeno, protegen los suelos, regulan el clima y sirven de hábitat a miles de especies de animales y plantas. Además, cerca de un cuarto de los medicamentos de consumo humano se elaboran a partir de plantas selváticas, por lo cual su conservación es crucial para la supervivencia de la humanidad.

Sin embargo, las selvas sufren amenazas relacionadas con el manejo extractivista de algunos de los recursos utilizados por los seres humanos. La expansión de la frontera agropecuaria, los incendios forestales, el desarrollo urbano y la tala de árboles han reducido notoriamente la superficie de selva del planeta en los últimos 150 años.

Ubicación geográfica de las selvas

Selva del Amazonas
La selva amazónica es la más extensa del mundo.

La mayoría de las selvas del mundo se encuentran entre el trópico de Cáncer —a los 23° de latitud norte— y el trópico de Capricornio —a los 23° de latitud sur—. Se trata de la zona conocida como “intertropical”, justamente porque se encuentra entre los trópicos. Es la región más cálida y lluviosa del planeta, y la que presenta las condiciones climáticas más adecuadas para el desarrollo de las selvas.

Las tres selvas más extensas del mundo son la selva amazónica, en América del Sur, la selva del Congo, en África, y la selva de Sumatra y Borneo, en el sudeste asiático. También se encuentran selvas en la isla de Madagascar, en sectores de la India, en el sur de China y en Camboya y Vietnam.

Clima de la selva

Selva
Las selvas más lluviosas pueden alcanzar los 6000 milímetros de precipitaciones anuales.

Las selvas se pueden encontrar en tres tipos de climas tropicales:

  • Clima tropical ecuatorial. Tiene altas temperaturas durante todo el año. Las variaciones estacionales son mínimas y las temperaturas suelen ser de entre 24 y 34 °C. Las precipitaciones son abundantes y constantes, y no hay estación seca: los acumulados anuales promedio pueden superar los 3000 milímetros, con máximas de hasta 6000. La combinación de altas temperaturas y precipitaciones frecuentes favorece el desarrollo de una vegetación exuberante, con una gran diversidad de especies de plantas y animales.
  • Clima tropical monzónico. Tiene altas temperaturas todo el año, pero las precipitaciones son menores que en el clima tropical ecuatorial, y presentan una marcada estacionalidad. Durante los meses de verano, las lluvias son muy abundantes, con valores que superan los 100 milímetros mensuales, pero en los meses de invierno disminuyen considerablemente, e incluso puede no llover en toda la estación.
  • Clima tropical de sabana. El clima tropical de sabana tiene temperaturas elevadas todo el año y una marcada estacionalidad en sus precipitaciones. La diferencia con el clima tropical monzónico es que la temporada de lluvias es mucho más corta, y gran parte del año las precipitaciones son muy bajas, e incluso pueden pasar meses enteros sin llover. Sin embargo, el aporte de las precipitaciones en los meses de lluvia permite el desarrollo de la vegetación selvática.

Biodiversidad de la selva

Selva
Los monos son un animal típico de las selvas.

Algunas especies de árboles propias de las selvas son el árbol de caucho, el plátano, el árbol de cacao, el de teca, el de mango, el bambú, el cedro y una gran variedad de palmas.

En cuanto a la fauna, se encuentran especies como el orangután y otros primates que se caracterizan por tener adaptaciones para moverse entre los árboles, como extremidades largas y ágiles. También se pueden encontrar especies como el tigre de Bengala, el rinoceronte, el elefante asiático, el langur y varios tipos de aves. Además, hay una gran variedad de reptiles y anfibios.

En las selvas de climas más secos, la flora se adapta a las condiciones de una estación seca prolongada. Allí predominan árboles resistentes a la sequía, que tienen raíces profundas y hojas gruesas para conservar la humedad. La fauna característica de este tipo de clima incluye al león, la cebra y el hipopótamo.

Amenazas

Selva
La expansión de la frontera agropecuaria provoca la deforestación de la selva.

Algunas de las principales amenazas ambientales de las selvas son:

  • La deforestación. La tala de árboles para la obtención de madera y la conversión de tierras para la agricultura y la ganadería son las causas principales de la deforestación. Esto lleva a la pérdida de hábitats para muchas especies y contribuye significativamente al cambio climático, debido a que las selvas captan menos dióxido de carbono y producen menos oxígeno.
  • El cambio climático. El cambio climático está afectando a las selvas al aumentar las temperaturas, cambiar los patrones de precipitación e incrementar la frecuencia y la intensidad de eventos climáticos extremos, tales como sequías e inundaciones.
  • La extracción de recursos naturales. La extracción no sostenible de recursos naturales, como la caza furtiva, la pesca y la minería, puede tener impactos negativos en la biodiversidad de los ecosistemas de selva.
  • Los incendios forestales. Los incendios forestales tienen efectos devastadores en las selvas, puesto que destruyen grandes áreas de vegetación y afectan a la fauna que depende de estos hábitats.

Tipos de selva según su latitud

Selva de Malasia
La selva de Malasia tiene una temperatura promedio de 35°C.

Las selvas pueden clasificarse de diversas maneras. Una de ellas es de acuerdo con su latitud:

  • Selva ecuatorial. Es la de características biológicas más exuberantes. Se encuentra en los climas cálidos de la franja cercana al ecuador.
  • Selva tropical. Se ubica en climas cercanos a los trópicos, donde los vientos alisios del norte y los del sur confluyen, lo que genera un clima cálido y húmedo.
  • Selva subtropical. Se caracteriza por un verano cálido y un invierno relativamente frío. Se ubica en las regiones circundantes a la selva tropical, y sus características son similares.
  • Selva templada. Se halla en zonas templadas con climas fríos pero con abundante humedad. Es un tipo de selva muy poco frecuente.
  • Selva subpolar. Conocida también como bosque subpolar lluvioso, se halla en zonas frías y húmedas. Su biodiversidad está adaptada a la elevada humedad y las bajas temperaturas. Es un tipo de selva muy poco frecuente.

Tipos de selva según su humedad

Selva
La selva pluvial posee un clima lluvioso durante todo el año.

Otra posible clasificación de las selvas se basa en los niveles y la estacionalidad de las precipitaciones:

  • Selva pluvial o perhúmeda. Presenta lluvias todo el año y no existe una estación seca. Los valores anuales de precipitación superan los 2000 milímetros.
  • Selva estacional o monzónica. Tiene una marcada estación seca en el invierno. Los valores de lluvia oscilan entre los 1000 y los 3000 milímetros anuales.
  • Selva seca o subhúmeda. La estación seca es más prolongada y más marcada que en las selvas monzónicas. La vegetación está adaptada a la falta de humedad durante gran parte del año.

Tipos de selva según su altitud

Las selvas también pueden clasificarse de acuerdo con la altitud a la que se encuentran:

  • Selva basal o de llanura. Se encuentra en la planicie, por debajo de los 1000 metros sobre el nivel del mar. Es propensa a las inundaciones, a la erosión de los suelos y a la crecida de los ríos que la atraviesan.
  • Selva montana o de montaña. También conocida como bosque nuboso o selva nublada, se encuentra entre los 1000 y los 2500 metros de altura. No existen selvas a mayor altitud porque las bajas temperaturas impiden el crecimiento de la vegetación selvática.

Sigue con:

Referencias

¿Cómo citar este artículo?

Citar la fuente original de donde tomamos información sirve para dar crédito a los autores correspondientes y evitar incurrir en plagio. Además, permite a los lectores acceder a las fuentes originales utilizadas en un texto para verificar o ampliar información en caso de que lo necesiten.

Para citar de manera adecuada, recomendamos hacerlo según las normas APA, que es una forma estandarizada internacionalmente y utilizada por instituciones académicas y de investigación de primer nivel.

"Selva". Autor: Gustavo Sposob. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/selva/. Última edición: 3 abril, 2024. Consultado: 24 mayo, 2024.

Sobre el autor

Autor: Gustavo Sposob

Profesor de Enseñanza Media y Superior en Geografía (UBA).

Fecha de actualización: 3 abril, 2024
Fecha de publicación: 16 marzo, 2017

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)