Tormenta de arena

Te explicamos qué es una tormenta de arena y cuáles son sus causas y consecuencias. Además, sus características generales y ejemplos.

Dubai-arena
Las tormentas de arena son grandes nubes violentas de materiales diminutos.

¿Qué es una tormenta de arena?

Las tormentas de arena son eventos meteorológicos característicos de los climas áridos y semiáridos. Se producen cuando vientos intensos levantan grandes cantidades de arena y polvo y forman una nube densa que se desplaza sobre la superficie terrestre a gran velocidad. Estas tormentas pueden durar desde unas pocas horas hasta varios días y suelen tener un impacto significativo en la vida de las personas. 

Las partículas de arena y polvo transportadas por los vientos son muy pequeñas y livianas. Por esta razón pueden alcanzar más de 4000 metros de altura y volar miles de kilómetros hasta regiones muy alejadas. 

¿Cómo se forman las tormentas de arena?

La tormenta de arena se crea en una atmósfera inestable de vientos intensos.

Para formar una tormenta de arena se requiere de un viento lo suficientemente intenso para levantar las partículas de polvo o arena del suelo y enviarlas a la atmósfera. A medida que el viento avanza y la nube se mueve, más partículas se incorporan y las tormentas pueden crecer en tamaño y fuerza. 

Además de los vientos, las sequías y la falta de vegetación también pueden contribuir a la formación e intensificación de las tormentas de arena.

Consecuencias de una tormenta de arena

Las tormentas de arena suelen producir una importante reducción de la visibilidad.

Las tormentas de arena pueden producir consecuencias muy severas para las poblaciones humanas:

  • La visibilidad se reduce y el cielo se oscurece debido a la cantidad de partículas suspendidas en el aire. Esto puede aumentar el riesgo de accidentes de tránsito y también producir interrupciones en el transporte por carreteras y en el transporte aéreo.
  • Pueden destruirse cultivos, lo que puede afectar la seguridad alimentaria de las comunidades cercanas.  
  • Pueden producirse interferencias en las señales de radio y otros medios de comunicación, lo que puede dificultar las tareas de los servicios de emergencia en las áreas afectadas. 
  • Se pueden generar lluvias “sucias” o “de barro”, ya que el polvo suspendido se puede mezclar con el agua de lluvia.
  • El polvo en suspensión traslada minerales y materiales a lugares lejanos que afectan el balance químico de otros ecosistemas.
  • El polvo puede disminuir la efectividad de paneles solares y tecnologías similares dependientes de los rayos del sol.

Diferencias con una tormenta de polvo

Aunque en principio operan de la misma manera, las tormentas de arena y las de polvo se distinguen por el tipo de materiales sólidos que levantan del suelo y arrojan a la atmósfera. Los granos de arena tienen un tamaño mayor a los del polvo, por lo que suelen durar menos en suspensión y volar menos distancias.

Otra diferencia importante es la altura de las nubes. Las tormentas de arena pueden crear nubes de partículas que se elevan varios cientos de metros, mientras que las tormentas de polvo generalmente producen nubes más bajas. 

Las tormentas de arena son más comunes en regiones áridas y semiáridas donde hay una gran cantidad de arena disponible. En cambio, las tormentas de polvo pueden ocurrir en cualquier lugar, incluso en áreas urbanas.  

Zonas de riesgo de tormentas de arena

Estas tormentas suelen ocurrir en regiones desérticas donde abunda la arena.

Las tormentas de arena son comunes en las regiones áridas y semiáridas en las que predominan los desiertos, por ejemplo:

  • en el Desierto del Sahara en África septentrional
  • en la Península Arábiga
  • en el Desierto de Gobi en Mongolia
  • en el Desierto de Taklamakán en el noroeste de China
  • en la región de la pampa seca de Argentina
  • en el norte chileno

Precauciones frente a una tormenta de arena

Tormenta-min
Durante una tormenta de arena es recomendable cubrirse los ojos, la nariz y la boca.

Ante una tormenta de arena conviene tomar ciertas previsiones:

  • Mantenerse en el interior. Lo mejor es buscar refugio en una vivienda o en un vehículo cerrado.
  • Cubrirse el rostro. Es importante proteger principalmente los ojos, la nariz y la boca.
  • Mantenerse hidratado. Las tormentas de arena suelen ser muy secas, por lo que es importante beber mucha agua para evitar una deshidratación.
  • Evitar circular por las calles. Si se está en un automóvil, lo más conveniente es detenerse y esperar que la tormenta pase, aunque ello traiga el inconveniente de quedar atrapado dentro del vehículo prácticamente sin visibilidad. 

Alertas de tormenta de arena y de polvo

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) desarrolla un proyecto de previsión y alerta sobre las tormentas de arena o polvo. Para proporcionar alertas tempranas y pronósticos precisos de las tormentas de arena, la OMM trabaja en estrecha colaboración con los servicios meteorológicos de los países y con agencias internacionales que estudian el clima. 

Estos pronósticos se basan en la observación y el análisis de la información meteorológica a partir de datos de satélites, radares y estaciones meteorológicas. Además, la OMM coordina el intercambio de información meteorológica entre los países, una medida fundamental para intentar pronosticar la ocurrencia de grandes tormentas de arena que puedan afectar a varias regiones. 

Peores tormentas de arena en la historia

Algunas de las tormentas de arena más intensas registradas en la historia ocurrieron en:

  • Sidney, Australia, 1942. Fue la mayor tormenta de polvo de la historia de la ciudad, y redujo a 500 metros la visibilidad del aeropuerto local.
  • Phoenix, EEUU, 2011. La ciudad completa fue cubierta por una nube de polvo de 3000 metros de altura y 80 kilómetros de ancho que impidió todo tipo de vuelos desde y hacia la ciudad estadounidense.
  • Beijing, China, 2014. Fue una de las peores tormentas de polvo de la región, obligó a suspender clases y produjo daños en la infraestructura de las ciudades. Además de Beijing, afectó a las ciudades de Tianjin y Zhengzhou. 
  • Nueva Delhi, India, 2018. Más de 125 personas murieron luego de una tormenta de polvo y arena que impactó durante la noche y produjo el derrumbe de muchos edificios. 

Tormentas de arena fuera del planeta

Las tormentas de arena en Marte son eventos relativamente comunes, que pueden durar semanas o incluso meses. Se producen cuando los vientos marcianos levantan grandes cantidades de polvo y arena de la superficie del planeta y los elevan hacia la atmósfera. 

Estas tormentas también pueden tener impacto en la exploración espacial. Durante una tormenta de arena, la llegada de la luz solar y la visibilidad en la superficie se reducen de manera significativa, lo que puede dificultar el funcionamiento de los vehículos espaciales que operan y recopilan datos con energía solar. 

Sigue con:

Referencias

  • Pacheco, G. (2022). ¿Qué es una tormenta de arena y por qué se forma? Excelsior
  • OMM (Organización Meteorológica Mundial) (s-f). Tormentas de arena y polvo. WMO
    UNEP (Programa para el medio ambiente ONU) (s-f). Tormentas de arena y polvo. Contener un fenómeno mundial. UNEP

¿Cómo citar?

"Tormenta de arena". Autor: Gustavo Sposob. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/tormenta-de-arena/. Última edición: 6 febrero, 2024. Consultado: 28 febrero, 2024.

Sobre el autor

Autor: Gustavo Sposob

Profesor de Enseñanza Media y Superior en Geografía (UBA).

Fecha de actualización: 6 febrero, 2024
Fecha de publicación: 15 agosto, 2018

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)