Revolución china de 1949

Te explicamos cómo fue la revolución china y cuáles fueron los principales acontecimientos. Además, cómo fue la expansión del comunismo.

En 1949, el ejército comunista logró imponerse y estableció el gobierno de Mao Zedong

¿Qué fue la Revolución china de 1949?

Se conoce como Revolución china al proceso revolucionario que atravesó China desde la guerra civil iniciada en 1947 hasta 1949. Durante el proceso se enfrentaron los comunistas, organizados en el Partido Comunista Chino drigido por Mao Zedong, y los nacionalistas, vinculados al Partido Nacionalista Chino (conocido como Kuonmitang) liderado por Chiang Kai-Sheck. Los comunistas obtuvieron mayor apoyo entre la población civil y los nacionalistas acabaron cediendo las principales ciudades chinas a las fuerzas comunistas. 

En octubre de 1949, Mao Zedong fundó la República Popular China y estableció un Estado comunista. En consecuencia, los nacionalistas y la población civil que los apoyaba se refugiaron en la isla de Taiwán, que se proclamó como una república autónoma y capitalista

Historia de la Revolución china de 1949

La decadencia de la antigua China imperial había llevado a la intervención colonial europea en el siglo XIX. La China gobernada por los últimos emperadores de la dinastía Qing sufrió reiteradas humillaciones por parte de las potencias europeas, EE. UU. y Japón.

La proclamación de la República en 1912 no trajo la estabilidad que necesitaba un país empobrecido. Dos fuerzas importantes emergieron de este período de crisis: 

  • El Kuomintang. Era un grupo nacionalista apoyado por la burguesía urbana y liderado por Chiang Kai-chek, que ejerció el gobierno en la mayor parte del país. 
  • El Partido Comunista Chino (PCCh). Era un grupo con una base social esencialmente campesina y dirigido por Mao Zedong.

La guerra civil entre ambas facciones estalló en 1927 y duró hasta 1937, cuando ambos ejércitos aunaron fuerzas para luchar contra la invasión japonesa. La guerra chino-japonesa se prolongó en la Segunda Guerra Mundial. Al acabar el conflicto mundial con la derrota japonesa en 1945, China salió como una de las grandes beneficiadas.

Sin embargo, la ocupación japonesa y la guerra habían dejado un país destrozado. En este contexto, se reavivó la guerra civil entre el Kuomintang y el Ejército de Liberación Popular (ELP) comunista. 

La crisis económica, la gran inflación y la corrupción estatal generalizada hicieron que, pese a recibir ayuda estadounidense, el gobierno de Chiang Kai-chek fuera perdiendo el apoyo popular. 

El ejército comunista, mientras tanto, aplicó una reforma agraria en las zonas que dominaba y vio cómo millones de campesinos se le unían. Finalmente, Chiang Kai-chek y los restos del ejército del Kuomintang huyeron a la isla de Taiwán. 

El 1 de octubre de 1949, Mao Zedong proclamó en Beijing (Pekín) la República Popular China. La guerra concluyó en mayo de 1950, cuando el ELP terminó por controlar el oeste de China y el Tíbet.

Comunismo en China

Tradicionalmente, las ideas del comunismo se fundamentaban en la tesis marxista de que la clase obrera era el principal agente revolucionario. 

Mao introdujo su propia visión de la teoría marxista, en la que analizó la manera de hacer la revolución e implementar el comunismo en China, un país donde la clase obrera era esencialmente inexistente. 

Antes de la revolución de 1949, la mayoría de la población era campesina y la producción del país era esencialmente agraria. En su versión del comunismo, Mao sostenía que el campesinado debía ser la principal clase revolucionaria.

Gobierno de Mao Zedong

Mao estableció un fuerte control sobre la administración pública a través del Partido Comunista Chino.

Durante su gobierno, Mao llevó a cabo diferentes reformas para establecer el comunismo económico y político en el país. Estableció un gobierno de partido único, controlado por el Partido Comunista Chino, y organizó la economía planificada, centralizada e intervenida por el Estado. 

Para poder llevar adelante un control real sobre la administración estatal, entre 1951 y 1952 llevó a cabo las campañas “Tres Anti” y “Cinco Anti”. Bajo el pretexto de limpiar el sistema administrativo de la corrupción burocrática, logró expulsar del sistema de gobierno a los enemigos del nuevo Estado y a los opositores ideológicos. 

Su gobierno estuvo también caracterizado por la represión explícita de las disidencias, censura y control de prensa, y por los programas para la “reeducación” de la población. Luego de la crisis económica generada por sus políticas económicas, su liderazgo se vio comprometido y fue duramente criticado. 

En respuesta, llevó a cabo un programa conocido como la “Revolución Cultural”, con el objetivo de restablecer su estatus político dentro del partido. El programa se trató, básicamente, de una purga de la oposición en los diferentes niveles de gobierno y del partido.

Economía durante el gobierno de Mao

En los primeros años de gobierno, Mao buscó estabilizar la economía nacional arruinada por la ocupación japonesa y la guerra civil. A su vez, introdujo una serie de reformas destinadas a consolidar el comunismo en China. En principio, estableció reformas moderadas en el ámbito agrario y la nacionalización de determinadas actividades industriales. 

Sin embargo, al finalizar la primera década de su gobierno, buscó acentuar las reformas para consolidar el comunismo en China. En 1958, lanzó su programa “Gran Salto Adelante”, en el que estableció un programa de colectivizaciones y reubicación de trabajadores. Millones de campesinos fueron enviados a trabajar en las fábricas de acero. 

El resultado del programa fue muy negativo para la economía, la política y la sociedad chinas. Las cosechas se perdieron, lo que generó un grave problema de escasez de alimentos y, en consecuencia, hambruna en una gran parte de la población. Esta situación generó huelgas y manifestaciones en contra del gobierno que, como respuesta, reprimió con dureza. Se estima que por la hambruna y la violencia política murieron más de 50 millones de personas.

Política internacional durante el gobierno de Mao

En el contexto de la Guerra Fría, la Revolución comunista de Mao en China fue bien recibida por la Unión Soviética que, para ese entonces, estaba empezando a conformar el Bloque oriental. Sin embargo, con el tiempo, China demostró que no iba a quedar bajo el control de la Unión Soviética. 

Durante la Guerra de Corea (1950-1953), el PPCh temía que el ejército de Estados Unidos se impusiera en Corea y continuara su avance sobre China para reestablecer el gobierno del Kuomintang y acabar con la revolución comunista. En consecuencia, envió tropas para apoyar a las fuerzas comunistas en Corea y detener el avance norteamericano

En la década de 1960, Mao impulsó su programa de desarrollo nuclear, un elemento clave para empoderarse en la carrera armamentística de la Guerra Fría. Mao sostenía que China debía mantener un liderazgo fuerte en contra de la guerra contra el Bloque occidental. Acusaba al imperialismo de ser un “tigre de papel” y consideraba que si era necesario, habría que hacer la guerra nuclear contra Occidente

Esta actitud beligerante le generó algunos problemas a la Unión Soviética en sus relaciones con el Bloque occidental. Además, a esta discordia se le sumaron discusiones sobre reclamos territoriales y divergencias doctrinarias. En consecuencia, en 1961, China y la Unión Soviética rompieron sus relaciones formales.

Sigue con:

Referencias

  • Tato, M. I., Bubello, J. P., Castello, A. M. y Campos, E. (2011). Historia de la segunda mitad del siglo XX. Estrada.
  • Bianco, L. (1967). Los orígenes de la Revolución china. Edicions Bellaterra.
  • Moreno, J. (1991). China contemporánea: 1916-1990. Ediciones Istmo.

¿Cómo citar este artículo?

Citar la fuente original de donde tomamos información sirve para dar crédito a los autores correspondientes y evitar incurrir en plagio. Además, permite a los lectores acceder a las fuentes originales utilizadas en un texto para verificar o ampliar información en caso de que lo necesiten.

Para citar de manera adecuada, recomendamos hacerlo según las normas APA, que es una forma estandarizada internacionalmente y utilizada por instituciones académicas y de investigación de primer nivel.

"Revolución china de 1949". Autor: Teresa Kiss. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/revolucion-china-de-1949/. Última edición: 26 febrero, 2024. Consultado: 24 mayo, 2024.

Sobre el autor

Autor: Teresa Kiss

Profesorado de Enseñanza Media y Superior en Historia (Universidad de Buenos Aires)

Fecha de actualización: 26 febrero, 2024
Fecha de publicación: 28 septiembre, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)