Víctor Hugo

Te explicamos quién fue Víctor Hugo, cuáles fueron sus obras más importantes y por qué resulta uno de los grandes representantes de la literatura francesa y europea.

Víctor Hugo es uno de los mayores escritores de la lengua francesa.

¿Quién fue Víctor Hugo?

Víctor Hugo fue un novelista, poeta y dramaturgo francés, considerado como una de las grandes voces de la literatura francesa y uno de los intelectuales de mayor renombre del siglo XIX. Sus novelas Los miserables y Nuestra Señora de París son probablemente algunas de las obras más conocidas y celebradas de la tradición literaria europea.

Hermano de los también escritores Eugène y Abel Hugo, fue además un político comprometido con la historia francesa y un ferviente opositor a Napoleón III Bonaparte y al Segundo Imperio Francés. Por eso su obra abarca no solo ficción literaria, sino también crónicas de viaje y discursos políticos y morales

Víctor Hugo fue un personaje central del pensamiento romántico europeo, cuya obra fue apreciada tanto por escritores e intelectuales, como por el resto del pueblo francés. Por eso, al morir, la nación le dedicó un funeral de Estado y sus restos descansan en el Panteón de París.

Nacimiento y juventud de Víctor Hugo

Victor Marie Hugo nació en la localidad de Besanzón, ubicada en el este de Francia, el 26 de febrero de 1802. Fue el menor de los tres hijos varones del general Joseph Léopold Sigisbert Hugo (1773-1828), jefe del batallón del regimiento imperial de Dubois, y su esposa Sophie Trebuchét (1772-1821). Sus dos hermanos mayores fueron Abel (1798-1855) y Eugène (1800-1837).

Sus primeros años estuvieron marcados por las continuas mudanzas, dado que su padre se desplazaba conforme el ejército napoleónico lo necesitara: París, Elba, Nápoles y Madrid fueron algunos de los lugares que el joven Víctor conoció durante su infancia. Su madre, sin embargo, permaneció siempre en París, ya que sus padres no tenían una relación muy estable.

En 1813, la pareja se separó definitivamente, debido a un romance que su madre había emprendido con el general Victor Lahorie, padrino de Víctor Hugo y a quien debía su nombre.

En este contexto, los hermanos Hugo vivieron tiempos erráticos, alternando entre el hogar paterno y el materno. Hasta que la derrota de Napoleón en 1815 les permitió una mayor estabilidad. Ese año Víctor y su hermano Eugène ingresaron a la Pensión Cordier y luego al Liceo Louis-le-Grand, donde estudiaron hasta 1818. Victor después continuó sus estudios en la Universidad de París, en la rama del derecho.

Durante aquellos años de juventud, Víctor descubrió de manera autodidacta su vocación literaria: llenaba cuadernos enteros de versos y llevaba diarios personales en los que, con apenas catorce años de edad, anotó: “Quiero ser un Chateaubriand, o nada”. Sus ambiciones eran tremendamente elevadas. Su madre y su hermano Eugène eran sus únicos lectores. 

Así, en 1817 participó en un concurso de poesía auspiciado por la Academia Francesa de las Letras y recibió una mención por su poema “Apenas tres lustros” (Trois lustres à peine, en francés). En 1819, ganó sus primeros premios de poesía por parte de la Academia de los Juegos Florales de Toulouse, y en 1820 otro premio por su poema “Moisés en el Nilo” (Moïse sur le Nil).

En 1819, impulsado por su madre y por sus éxitos recientes, Víctor fundó junto a sus hermanos la revista literaria Le Conservateur littéraire, que albergó los primeros ensayos de los poetas Alphonse de Lamartine y André de Chénier. En 1821 dejó de publicarse, el mismo año en que su madre murió repentinamente

El matrimonio y las primeras publicaciones

Víctor Hugo y Adèle Foucher estuvieron casados durante 46 años.

Cuando ocurrió la muerte de su madre, Víctor Hugo cortejaba a la joven Adèle Foucher, hija de un matrimonio amigo de sus padres y amiga de infancia. Le escribió alrededor de 200 cartas de amor, a pesar de que su hermano Eugène también estaba enamorado de ella

En 1822, la exitosa publicación del primer poemario de Víctor, Odas y poesías diversas, le hizo ganar una pensión anual de mil francos por parte del rey Luis XVIII. Contando con ese dinero, Víctor se animó a pedir a Adèle en matrimonio. Con 20 años y 1500 ejemplares de su primer libro vendidos, Víoctor Hugo se casó con quien fue su mujer durante cuarenta y seis años

A su hermano Eugène, el despecho lo sumergió en una profunda depresión. Y, más adelante, manifestó una enfermedad mental que lo obligó a pasar el resto de sus días en un manicomio, hasta su fallecimiento en 1837.

Víctor y Adéle tuvieron una relación estrecha que trajo al mundo a cinco hijos: Leopold, fallecido algunas semanas luego de nacer; Léopoldine (1824-1843); Charles (1825-1871); François-Victor (1828-1873) y Adèle (1830-1915). Después de su matrimonio, Víctor Hugo comenzó a redactar sus primeras obras narrativas. 

En 1823 publicó Han de Islandia, su primera novela, que fue recibida sin demasiado entusiasmo. Una crítica positiva del autor Charles Nodier (1780-1844), sin embargo, propició una amistad entre los dos escritores, que le abrió a Víctor Hugo las puertas del Bibliothèque de l'Arsenal, donde se reunía el grupo literario Cénacle, cuna del romanticismo francés.

A lo largo de 1824, colaboró en la publicación mensual La Muse Française (1823-1824), órgano de divulgación oficial del movimiento romántico, y publicó una nueva recopilación de versos: Nuevas odas, en la cual dedicó algunos poemas a su padre. También publicó Bug-Jargal, una novela en la que había comenzado a trabajar cuando tenía apenas 16 años.

En 1827 apareció Cromwell, su primera obra teatral, que rompe con la tradición clásica dramática y que consta de 6000 versos. La obra jamás fue representada, pero fue el contenido de su prefacio lo que armó un revuelo literario. Este texto se considera una piedra fundacional del romanticismo francés.     

Al año siguiente, murió su padre. Pero el duelo no impidió la racha creativa de Víctor Hugo. Ese mismo año publicó Odas y baladas, otro compendio poético, y la novela El último día de un condenado a muerte. Al año siguiente apareció Los orientales, un poemario que apuesta firmemente por el exotismo romántico. En 1830 lo hizo el drama romántico Hernani. En 1831 Marion de Lorme y también Nuestra Señora de París, novela que lanzó a Víctor Hugo definitivamente al estrellato.

El estrellato literario de Víctor Hugo

Víctor Hugo conoció a Juliette Drouet en 1833 y comenzaron un romance que duraría hasta la muerte de la actriz.

El reconocimiento literario les trajo a los Hugo nuevos amigos, como el pintor Eugène Delacroix (1798-1863), el dramaturgo Alfred de Musset (1810-1857), el historiador Prosper Mérimée (1803-1870), el poeta Alphonse de Lamartine (1790-1869) y el crítico literario Charles Augustin Sainte-Beuve (1804-1869), con quien Adèle tuvo un romance durante 1831.

Víctor Hugo también frecuentó a los compositores Héctor Berlioz (1803-1869), Franz Liszt (1811-1886) y Giacomo Meyerbeer (1791-1864), así como a su ídolo de infancia, el prosista francés François-René de Chateaubriand (1768-1848). Además, produjo distintas colecciones de poesía, entre las que se encuentra su célebre Las hojas de otoño.    

Sin embargo, sus verdaderos éxitos de esos años tuvieron lugar en el teatro. La aparición en 1830 de Hernani convirtió a Víctor Hugo en el ícono de un movimiento renovador de las formas teatrales, encabezado por el poeta y dramaturgo Théophile Gautier (1811-1872) e inspirado por los cambios que trajo consigo la Revolución de 1830. Eran tiempos inestables en la política, y ello se reflejaba en las artes.

Algunas obras de Hugo llegaron a ser prohibidas por el gobierno, como Marion de Lorme en 1829 (aunque se estrenó en 1832) y El rey se divierte al año siguiente. Esto no hizo sino acrecentar la importancia de Hugo como un dramaturgo revolucionario

En 1833, conoció a la actriz Juliette Drouet, la más importante de sus numerosas amantes, quien se convertiría en su secretaria y compañera de viajes. Desde esa fecha y hasta el día de su muerte en 1883, Juliette le dedicó a Víctor Hugo su vida. Renunció a su carrera actoral y llegó a vivir prácticamente enclaustrada, a la espera de la compañía del novelista francés.

Durante esos años, Hugo no cesó de producir nuevas obras teatrales. En 1841 su talento fue reconocido por la Academia Francesa de las Letras, en la que fue finalmente aceptado, luego de tres intentos fallidos debido a la oposición de los adversarios del Romanticismo. 

Sin embargo, su racha creativa pronto llegó a su fin: en 1843 su hija recién casada, Leopoldine, se ahogó junto a su marido en un accidente. Esta tragedia familiar afectó intensamente a Víctor Hugo, quien tras escribir algunos versos más de Las contemplaciones, se sumergió en un silencio literario de casi ocho años.

La Revolución de 1830, también llamada Revolución de Julio o Las Tres Gloriosas, fue una insurrección de las clases medias y populares en contra del gobierno autocrático del rey Carlos X de Francia. Tuvo lugar en París, en julio de 1830, cuando el rey disolvió el parlamento tras unas elecciones que le resultaron desfavorables. Entonces fue electo, en su lugar, el llamado “rey ciudadano”, Luis Felipe I de Francia, y Francia pasó a contar con una Constitución liberal.

La política y el exilio 

Víctor Hugo se involucró en la política y tuvo que exiliarse en respuesta al golpe de Estado de 1851.

Conforme pasaron los años, Víctor Hugo se fue alejando de las posturas realistas. En cambio, se aproximó a los sectores sociales que luchaban por la democracia y la instauración de la República francesa, hasta convertirse, eventualmente, en un furioso republicanista.

Esta transición política dio sus primeros pasos alrededor de 1844, cuando su relevancia literaria le permitió hacerse confidente del rey Luis Felipe I, cosa que Víctor Hugo entendió como la oportunidad de introducir algunos cambios en el sistema. En 1845, se le otorgó el título de par de Francia, reservado para los familiares del rey y otras personalidades distinguidas

Cuando en 1848 estalló una nueva revolución, Víctor Hugo era alcalde del octavo distrito de París y se vio involucrado en la represión de los motines obreros de junio. Sin embargo, después criticó abiertamente la matanza de los manifestantes. Ese mismo año fundó el periódico L’Événement y fue elegido como diputado nacional de la Segunda República, por el bando político de los conservadores.

La Revolución de 1848 fue una insurrección popular ocurrida en París durante el mes de febrero de ese año, a través de la cual se puso fin a la monarquía del rey Felipe I de Francia y se instauró la Segunda República. Los eventos se produjeron debido a la prohibición del derecho a reunión por parte del gobierno, un intento por frenar la proliferación de reuniones de oposición. Esta revolución encendió la mecha de la llamada “Primavera de los Pueblos” que implicó insurrecciones similares en toda Europa, y fue un evento clave en la historia moderna de Occidente.

Sin embargo, a partir de 1849, tras la disolución de la Asamblea Nacional, las posturas políticas de Víctor Hugo dieron un vuelco definitivo. En funciones como diputado de la Asamblea Legislativa, pronunció su célebre discurso sobre la miseria (Détruire la misère, “Acabar con la miseria”), y rompió con sus antiguos amigos políticos, criticando sus posturas reaccionarias y con el entonces presidente Carlos Luis Napoleón Bonaparte

En 1851, el gobierno republicano ejecutó un autogolpe de Estado, y el presidente Bonaparte se erigió Emperador de los franceses, con el nombre de Napoleón III. Cuando se dio inicio a la persecución de la disidencia, Víctor Hugo escapó a Bruselas, Bélgica. Allí criticó el golpe de Estado y escribió varias obras políticas, como Napoleón, el pequeño e Historia de un crimen. También publicó un compendio de poesía satírica: Los castigos, en 1853.

Sus publicaciones causaron su expulsión de Bélgica, por lo que Hugo partió a la isla de Jersey, en el canal de la Mancha, en compañía de Juliette. Allí se dedicó nuevamente a la escritura y al espiritismo, en parte con la esperanza de contactar a su hija fallecida. Pero en 1855 fue expulsado de nuevo, esta vez por criticar abiertamente la visita a Francia de la reina Victoria de Inglaterra.

Reubicado en la isla de Guernesey, Víctor Hugo se dedicó a la creación literaria: en 1856 aparecieron los versos de Las contemplaciones, considerado como su máxima creación poética y un fiel despliegue de los tormentos existenciales que lo aquejaron en esa época. 

También escribió dos poemas épicos de corte metafísico: El fin de Satán y Dios, ambos en torno a las confrontaciones del bien y el mal, ninguno de los cuales se publicó sino hasta después de su muerte. Asimismo, culminó el primer tomo de su enorme poema épico-histórico La leyenda de los siglos, cuyos segundo y tercer volúmenes aparecieron años después, en 1877 y 1883 respectivamente.

En 1859 el gobierno francés les ofreció a los presos políticos y exiliados la amnistía y el regreso a Francia, aunque bajo el mismo sistema de gobierno. Hugo y otros expatriados franceses se negaron a la propuesta.

Los miserables

Publicada en 1862, Los miserables se considera la obra cumbre de Víctor Hugo.

Poco después, Víctor Hugo volvió a la narrativa. Retomó una novela abandonada Los miserables, su pieza de mayor fama, y la publicó en 1862. La novela fue un éxito casi inmediato en Francia y fue traducida rápidamente a otros idiomas, lo cual le ganó una inmensa fama internacional.

Considerada como una de las novelas más importantes de la literatura europea del siglo XIX, Los miserables cuenta, en cinco volúmenes, una historia de amor-odio y resentimiento hacia la sociedad, encarnada en su protagonista, Jean Valjean, sentenciado a cinco años de prisión por robar pan para alimentar a su familia. 

Esta obra constituye un estudio de la sociedad de la época, que retrata la pobreza, el conservadurismo y el clasismo. También hay en ella un relato del levantamiento parisino de 1832, y de los funerales de Jean Maximilien Lamarque (1770-1832), un célebre militar revolucionario francés. Por eso puede considerarse una novela épica, realista y romántica a la vez.

Los miserables contó con una campaña publicitaria masiva y con la fama con que Hugo ya contaba, especialmente tras el éxito de Nuestra señora de París. Sin embargo, la novela tuvo críticas contradictorias, especialmente de los sectores más conservadores, que veían con malos ojos la simpatía con que se retrataba a los revolucionarios en el texto. 

Otros lectores se quejaron del exceso de sentimentalismo de la obra, y el escritor Gustave Flaubert (1821-1880) se quejó de que los personajes hablaran “todos muy bien, pero todos de la misma manera”. Mientras que autores como Charles Baudelaire (1821-1867) alabaron el éxito de Hugo. Finalmente, la Iglesia católica prohibió el libro, incluyéndolo en su Index Librorum Prohibitorum

A la publicación de Los miserables prosiguió otra novela, un homenaje a la gente de Guernesey, titulada Los trabajadores del mar, en 1866. Y luego El hombre que ríe, en 1869. Sin embargo, aquellos años se vieron ensombrecidos por la noticia de la muerte de su esposa Adèle el 27 de agosto de 1868.

En 1863, Adèle Hugo publicó una biografía de su marido, titulada Memorias de Víctor Hugo, por un testigo de su vida (Victor Hugo raconté par un témoin de sa vie, en francés). En esta biografía se ofrece al lector información sobre el pensamiento y el talento literario de Víctor Hugo.

El complicado regreso a Francia

Las experiencias de Víctor Hugo con la crianza de sus nietos le inspiró para escribir El arte de ser abuelo.

En 1870 estalló la Guerra franco-prusiana, cuya resolución implicó la caída del Imperio francés y la instauración de la Tercera República Francesa. Al fin Víctor Hugo pudo volver a su patria. En 1870 participó en la defensa de París, ya bajo el gobierno republicano, y en 1871 fue elegido diputado de la Asamblea Nacional, cargo al cual, sin embargo, renunció poco después. Ese año, además, su hijo Charles falleció repentinamente y tuvo que ir a Bélgica a sortear los asuntos de su sucesión. 

Estando en Bruselas, estalló la insurrección de la Comuna de París, y Víctor Hugo criticó duramente la represión desatada. Este gesto le valió la expulsión de París, y buscó refugio en Luxemburgo, Vianden, Diekirch y Mondorf-les-Bains, sucesivamente, durante varios meses. En estas localidades terminó su colección de poemas El año terrible.

A finales de 1871 regresó a París y aceptó ser el candidato republicano para la elección de 1872. Sin embargo, fue percibido como un “radical” y su propuesta de indultar a los comuneros fue mal recibida. Ese mismo año regresó a Guernesey, donde escribió su última novela, Noventa y tres, ambientada en la época del terror revolucionario francés, que se publicó en 1874.

En 1873 se radicó nuevamente en Francia, pero esta vez se dedicó a la crianza de sus nietos Georges y Jeanne. La experiencia fue tan grata para él, que escribió El arte de ser abuelo, un compendio de poesía lírica centrado en la infancia. Tres años después, fue elegido como senador de la República y se opuso activamente al presidente Patrice de Mac Mahon, cuando este disolvió la cámara baja del parlamento. 

Su salud comenzó a dar sus primeros tropiezos. En 1878, luego de dar el discurso de apertura en el Congreso Literario Internacional, se retiró por cuatro meses a Guernesey, para reposar. Sus dolencias no le permitieron volver a producir ninguna otra pieza literaria, pero diferentes antologías de su poesía continuaron apareciendo en esos años.  

La muerte y el legado de Víctor Hugo

En 1883 su amada Juliette falleció a los 77 años. Víctor Hugo tenía ya más de 80. Dos años después, el 22 de mayo de 1885, fue el propio Víctor Hugo quien murió en la capital francesa, donde recibió un funeral de Estado. 

Sus restos fueron velados bajo el Arco del Triunfo, con una asistencia multitudinaria de intelectuales, políticos y gente común. Casi dos millones de personas acompañaron su féretro hacia el Panteón Nacional, donde reposan en la actualidad.

Su legado literario fue enorme y abarcó los géneros de la poesía, la narrativa, la dramaturgia, la oratoria política y la crónica de viaje. Durante su exilio en Guernesey también cultivó el dibujo y la fotografía, y dejó un archivo fotográfico de casi 350 obras. Aunque es célebre principalmente como narrador en el mundo entero, en Francia es considerado uno de los mayores poetas nacionales.

En cuanto a su pensamiento político, Hugo fue un defensor del sistema republicano, y sus discursos se centraron en la lucha contra la segregación social y la desigualdad. Fue uno de los pocos hombres de su época en alzar la voz por los derechos de las mujeres, y un promotor de la creación de los Estados Unidos de Europa, como solución a los eternos conflictos entre las potencias del continente.

Con el paso del tiempo, la imagen de Hugo se convirtió en un símbolo de la república francesa y un ícono artístico nacional, en el cual se inspiró la resistencia francesa durante la Segunda Guerra Mundial. Sus obras, además, han sido extensamente traducidas y versionadas al cine, la ópera, la animación y la televisión.

Principales obras de Víctor Hugo 

La obra de Víctor Hugo fue particularmente extensa y diversa, pero sus obras más conocidas son:

Narrativa:

  • Los miserables (1862)
  • El hombre que ríe (1869)
  • Noventa y tres (1874)

Poesía:

  • Las hojas de otoño (1832)
  • La leyenda de los siglos (1859)
  • El año terrible (1872)

Dramaturgia:

  • Cromwell (1827)
  • Hernani (1830)
  • Napoleón, el pequeño (1852)
  • Historia de un crimen (1877)

Sigue con:

Referencias

  • Barrère, J. B. (2023). Victor Hugo (French writer). The Encyclopaedia Britannica. https://www.britannica.com/ 
  • Hugo, A. (1863). Memorias de Víctor Hugo. Trad. Nemesio Fernández Cuesta. Imprenta Las Novedades. 
  • Ministerio de Cultura de Argentina. (2022). Víctor Hugo, el último gigante. https://www.argentina.gob.ar/ 
  • Telesur. (2023). Conozca la vida del escritor francés Víctor Hugo. https://www.telesurtv.net/ 

¿Cómo citar?

"Víctor Hugo". Autor: Gilberto Farías. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/victor-hugo/. Última edición: 2 noviembre, 2023. Consultado: 7 diciembre, 2023.

Sobre el autor

Autor: Gilberto Farías

Licenciado en Letras (Universidad Central de Venezuela)

Fecha de actualización: 2 noviembre, 2023
Fecha de publicación: 20 octubre, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)