Guerra ruso-japonesa (1904-1905)

Te explicamos cómo fue la guerra ruso-japonesa de 1904. Además, las causas que la desencadenaron, su desarrollo y el resultado.

El Imperio ruso y el Imperio japonés se enfrentaron por el control de Manchuria y Corea entre 1904 y 1905.

¿Qué fue la guerra ruso-japonesa?

La guerra ruso-japonesa fue un conflicto militar que se inició en 1904 y finalizó en 1905. En ella se enfrentaron el Imperio ruso y el Imperio japonés en disputa por los territorios de Manchuria y Corea

Las tropas japonesas tomaron Port Arthur por sorpresa y luego avanzaron hasta Mukden, la capital de la región de Manchuria. Ante el ataque inesperado, las fuerzas navales rusas debieron navegar casi 28.000 km para llegar y ser destruidas en la batalla de Tsushima. 

El conflicto terminó con la derrota rusa y la firma de la Paz de Portsmouth, a través de la cual se estableció la ocupación japonesa de Manchuria y Corea. La guerra ruso-japonesa fue la primera victoria de Japón sobre una potencia europea. Para el Imperio ruso significó una derrota humillante y un importante gasto militar que generó gran descontento popular y desencadenó la Revolución de 1905. 

Antecedentes de la guerra ruso-japonesa

Desde fines del siglo XIX, el Lejano Oriente se había convertido en uno de los grandes centros de tensión en la política internacional. El Imperio chino se encontraba debilitado y las diferentes potencias imperialistas (como Estados Unidos, Japón, Gran Bretaña y Rusia) competían por extender su ámbito de influencia. 

Al ganar la primera guerra chino-japonesa (1894-1895), Japón había logrado el control de Corea, de la isla de Taiwán y de la península de Liaodong. Además, había demostrado la efectividad y el desarrollo de su ejército. Sin embargo, a comienzos del siglo XX, diversas potencias europeas se unieron y presionaron a Japón para que devolviera el control de Port Arthur (en la península de Liaodong) al gobierno chino. 

Por su parte, el Imperio ruso tenía la necesidad de controlar una región con salida al mar de aguas cálidas que no se congelaran en invierno. Cuando China recuperó el control de Port Arthur, negoció con el Imperio ruso el arrendamiento de la península de Kwantung. 

En el año 1900, la inestabilidad política de la región llevó a una rebelión nacionalista local (el “levantamiento de los bóxers”) que, finalmente, terminó con la ocupación de las tropas rusas de toda Manchuria.  

Por otro lado, Japón consiguió el apoyo del Reino Unido y de Estados Unidos, a través de diferentes acuerdos que protegerían sus intereses en la región. En 1903, la competencia entre Japón y el Imperio ruso por el control de la región aumentó y las potencias no lograron llegar a un acuerdo. Finalmente, Japón decidió intervenir militarmente Port Arthur por sorpresa y sin declaración previa de guerra.

Desarrollo de la guerra ruso-japonesa

En febrero de 1904, los japoneses atacaron Port Arthur, una locación en Manchuria que se encontraba bajo control ruso. Las tropas terrestres y navales rusas no se encontraban bien organizadas y no pudieron hacerle frente al ataque japonés. 

Las tropas japonesas desembarcaron y avanzaron sobre la península. Durante un año los rusos fueron sufriendo diferentes derrotas militares. Entre las principales batallas se encuentran la del río Yalú, la de Te-li-ssu, la del Mar Amarillo, la de Ulsan, la de Liaoyang, la del río Sha-ho, la de Mukden y la batalla naval de Tsushima. 

Finalmente, el Imperio ruso se vio obligado a aceptar la derrota y ceder su control sobre la región.

Consecuencias de la guerra ruso-japonesa

La paz entre ambas potencias se firmó el 5 de septiembre de 1905, en Portsmouth. En el acuerdo se estableció que el Imperio ruso debía abandonar sus reclamos en Manchuria.

Entre las diversas consecuencias del conflicto, se pueden destacar:

  • El ascenso de Japón como una potencia imperialista en competencia con los poderes occidentales.
  • Al perder el control sobre Manchuria, el Imperio ruso centró su ambición imperialista en los Balcanes. Esto fue un antecedente clave de la Primera Guerra Mundial.
  • Los gastos militares y las continuas derrotas de las tropas rusas agudizaron el descontento general de la población rusa, que a lo largo de 1905 se manifestó a través de huelgas y disturbios en diferentes lugares del Imperio. La revolución de 1905 fue un antecedente importante para la Revolución rusa de 1917, que derrocó al gobierno del zar Nicolás II y terminó en la implementación del comunismo

Sigue con:

Referencias

  • Britannica, The Editors of Encyclopaedia. "Russo-Japanese War". Encyclopedia Britannicahttps://www.britannica.com/ 
  • Hobsbawm, E. 1987). La era del imperio, 1875-1914. Editorial Crítica.
  • Palmowski, J. (2000). "Russo-Japanese War". A dictionary of twentieth-century world history. Oxford University Press.

¿Cómo citar este artículo?

Citar la fuente original de donde tomamos información sirve para dar crédito a los autores correspondientes y evitar incurrir en plagio. Además, permite a los lectores acceder a las fuentes originales utilizadas en un texto para verificar o ampliar información en caso de que lo necesiten.

Para citar de manera adecuada, recomendamos hacerlo según las normas APA, que es una forma estandarizada internacionalmente y utilizada por instituciones académicas y de investigación de primer nivel.

"Guerra ruso-japonesa (1904-1905)". Autor: Teresa Kiss. De: Argentina. Para: Enciclopedia Humanidades. Disponible en: https://humanidades.com/guerra-ruso-japonesa-1904-1905/. Última edición: 28 septiembre, 2023. Consultado: 24 mayo, 2024.

Sobre el autor

Autor: Teresa Kiss

Profesorado de Enseñanza Media y Superior en Historia (Universidad de Buenos Aires)

Fecha de actualización: 28 septiembre, 2023
Fecha de publicación: 28 septiembre, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Muchas gracias por visitarnos :)